Deudas deducibles en el impuesto de sucesiones

No todas las deudas de una herencia tienen la consideración de deducibles en el Impuesto de Sucesiones. Solo se consideran deducibles las que reunan los requisitos recogidos en el artículo 13 de la Ley del Impuesto:

  1. La deuda debe estar justificada documentalmente.
  2. El acreedor o prestatario no puede ser heredero, legatario de parte alícuota, ni cónyuges, ascendientes, descendientes o hermanos de aquellos, aunque hayan renunciado a la herencia.

Es muy difícil que en una herencia no existan deudas. Pensemos por ejemplo, en la declaración de la renta o en el patrimonio del causante el año del fallecimiento, el IBI o en una cuenta bancaria en números rojos.

Valora este artículo:

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas
Cargando…
Volver al glosario

Dejar un comentario